La pequeña de los pies descalzos. Los habitantes. Parte I

Bienvenidos de nuevo amigos y amigas amantes de la lectura!! ¿Os gusto la entrevista que os comente en el post anterior?

Esta semana empieza un nuevo capitulo; Los habitantes. ¿Te has fijado en las personas que se cruzan en tu camino? ¿qué rasgos físicos tienen? ¿qué características de personalidad?, ¿hablan por los codos o por el contrario son silenciosos, observan , escuchan, son extravertidos o tímidos….? De esto trata este capitulo. Espero que Esva y Juel siembren en ti la semilla de la curiosidad por contemplar y conocer a los “habitantes” que pueblan tu ciudad….. y si te apetece lo compartas conmigo…. 

“Los dos niños contemplaban un paisaje que parecía haberse dibujado sobre el lienzo infinito del tiempo y del espacio, en el que cada flor, cada montaña, cada hogar y animal… eran una pincelada magistral.

  • Vale, te voy a hablar de los que me resultan más significativos, ya que somos muchos… y temo que termines aburriéndote. Voy a empezar….por el klann de los Observadores. Los reconoces fácilmente por sus grandes e inquisitivos ojos, que recogen información de todo lo que tienen a su alrededor para procesarlo y analizarlo posteriormente… La mayor parte del tiempo, ocultan sus pensamientos.- empezaba Juel.

  • El klann de los Silenciosos. No necesitan boca, sólo escuchan. Observan comportamientos y reacciones, y hacen lo que sienten en cada momento. Su tórax tiene un tamaño más grande de lo habitual, pues poseen un gran corazón. Siempre repiten el mismo mantra: “el silencio mantiene los secretos, por tanto, el sonido más dulce es el sonido del silencio”. La llaman “la canción del alma”. Convierten todo lo que hay en su vida, en una contemplación de lo “divino”, y todo acto en amor. El klann de los Dormiditos.- continuaba el niño.- Su aspecto es de estar ausente, apáticos, son lentos en sus movimientos debido a que su mente está nublada por los velos de la duda. Tienen los pies más grandes que los míos. A veces se quedan dormidos de pie. Son un poco regordetes a causa de no hacer ejercicio físico, por lo que su metabolismo es más lento que el de los demás. Queman los alimentos más despacio… Luego están el klann de los Viebios, son uno de mis favoritos.
  • Juel, cuéntame más sobre los Klannes.- solicitó la pequeña ante el asombro de éste.
  • Que nombre más extraño!…- decía la pequeña-. ¿También son un poco… peculiares en su aspecto físico?
  • Son los más ancianos del lugar. Poseen una gran carga de sabiduría por la experiencia adquirida en los años vividos. Sus tórax son anchos pues cobijan un corazón muy utilizado. A diferencia de tu mundo, aquí es raro que la mayoría de las veces se les relegue a un segundo plano y no se tenga en cuenta su opinión. Cuando te topas con ellos, en tu interior despierta una gran ternura, que se ve incrementada con la visión de sus cabellos blancos y sus barbas peinadas de un blanco nuclear. No necesitan lentes para ver. Su vista es clara como la luz del día. Sus voces son suaves y cuando te hablan, sientes que te abrazan en sus regazos amorosamente, compartiendo su sapiencia y su compasión. En tu mundo, serían aquellos sabios que han alcanzado la Maestría y por lo tanto se consideran “Maestros”.
  • Vaya, como mi abuelita!….
  • Para ti seguro.- contaba el niño.- Cuando estás cerca de alguno de ellos, parece que los sonidos del Mundo se apagan, las distracciones se aquietan. Es mágico!! Toda la vida se transforma de repente en meditación. No hay lucha, ni dolor, ni preocupaciones. Sólo hay experiencia. Mi padre pertenecía a este klann.
  • ¿Tu padre?, ¿Es que tienes padre? Nunca me has hablado de él.- decía con sorpresa la niña.
  • Pues claro, y madre! como tú, ¿de dónde crees que he salido yo? Pero ahora no es el momento, aunque te he estado hablando de él todo el tiempo. Pero deja que continúe. También está el klann de los Gnosprof, son los gnósticos o sabios pensantes. Los reconoces por sus lentos movimientos, debido a sus cortas piernas y el gran tamaño de su cabeza. Dedican todo su tiempo a profundizar sobre el conocimiento, la mente, el pensamiento, la evolución de esta y su investigación sobre el lugar donde habita “La Divina Sofía”, Madre de toda la sabiduría o conocimiento ancestral y pilar de nuestro pueblo.
  • La “Divina Sophia”…. yo tengo una prima que se llama Sofía, es pequeñita, pero muy guapa… también es divina. Eso dice su mamá.
  • Estoy seguro de ello. Déjame pensar…-comentaba Juel.- también están el klann de los Satisfactorios. Su cara expresa comodidad, complacencia, podríamos decir, felicidad. Se conforman con lo suficientemente bueno para ellos, que no tiene porqué ser para los demás. No piden ni buscan nada más, sólo desean disfrutar de la vida. Su sonrisa es permanente. Son un poco regordetes ya que carecen de estrés por lo que sus digestiones son lentas. A diferencia del klann de los Nostrist, que viven recordando y buscando de forma nostálgica en sus recuerdos una época que consideran mejor que la actual. Recrean un pasado idealizado como esplendoroso… Su aspecto presenta, un tórax cuya capacidad es muy grande, por albergar un gran sentimiento de tristeza, emitiendo sonidos similares al suspiro. Su semblante tristón, se acompaña de la boca y sus ojos caídos. Debido a su abatimiento, los movimientos se ralentizan así como sus palabras. Apenas ven, son miopes.
  • Pobrecitos!.
  • ¿Por qué? Es su elección. Recuerda que todos nacemos iguales, y son nuestras decisiones, actitudes y pensamientos, los que nos hacer ser diferentes.
  • Eso es cierto, se me olvidaba. Lo voy a apuntar de nuevo en mi libreta.- decía mientras la buscaba en el bolsillo.
  • Eso es muy habitual entre los humanos. Olvidan las elecciones que han aprendido en un momento determinado de sus vidas y buscan responsabilidades fuera de ellos, ya sea en el vecino o en la persona que estuviera a su lado en ese momento. Es una forma muy fácil de vivir. Lo difícil es aprender a responsabilizarse de esas elecciones acertadas, o no.- comentó Juel, mientras Esva apuntaba.
  • Nueva imagen (1)
  • Lo siento. Es mucha información para mí.
  • Lo sé. Eres muy valiente y lo estás haciendo muy bien. Entiendo que son conocimientos y situaciones, diferentes a los que estás acostumbrada a ver u oír. ¿Continuamos?-

. (Continuará)…(te invito a visitar mi “mundo diferente” en esthervaras.com)

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo amor, cambio, coaching, crecimiento, crisis. autoayuda, destino, elección, emoción enamorarse, espiritualidad, Libros, oportunidad, psicologia, psicosomática, psicoterapia, psiquiatria, Reflexiones, relaciones de pareja, sabiduria, silencio, soledad

Una respuesta a “La pequeña de los pies descalzos. Los habitantes. Parte I

  1. No olvidar: elegir los pensamientos y ser responsables de las elecciones…👌

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s