La pequeña de los pies descalzos. El poblado. Parte II.

Saludos de nuevo amig@s lectores!! Por fin estamos en verano!!! y con éste damos la bienvenida en la incursión de nuestros pequeños amigos en el Poblado, y sus misterios habiendo recibido su primera lección: la importancia de poder liberar la “magia interna” a través de nuestras emociones…..

¿Deseas continuar por el Poblado? Pues mira y observa con atención, si, si… ahí, justo frente a ti……

“.. Alaaaa!!!

  • Cielos, que lugar más hermoso!!.- exclamó Esva.

El paisaje que se mostraba ante sus ojos era espectacular. Parecía estar viendo una película fantástica en cuatro dimensiones. Entre las ramas de los árboles, penetraban de forma silenciosa, los rayos del sol, llenando de vida todo aquello que rozaban con sus haces de luz, dibujando un paisaje nunca contemplado ni imaginado por la niña.

Alrededor de estos rayos, revoloteaban mil mariposas de colores y de diferentes tamaños. Algunas de ellas eran realmente grandes. Podías ver hasta el color de sus ojos felinos!. Cada una, tenía también su propia luz pululante, llenando de vida el lugar, que armonizaba de forma perfecta con las flores y plantas que allí vivían. Se percibía un equilibrio perfecto para todos los sentidos de quién lo contemplaba.

Esa idílica campiña, albergaba centenares de cabañas. Unas incrustadas en los arboles, suspendidas sobre el suelo. Otras trepaban por las montañas como un capricho de la naturaleza Eran los hogares de los habitantes.

Antes de continuar su análisis sobre los habitáculos, algo llamó irremediablemente la atención de la pequeña…. Una gran caracola central.

  • ¿Qué es ese Edifi….. eso?.- preguntó boquiabierta.
  • Eso?
  • Ssii….
  • Es Koralpir, el centro de reunión. Tiene vida propia como puedes observar..
  • Dios mío, estoy fatal! veo que se mueve… estoy viendo una caracola gigante que se mueve…. Ya tengo alucinaciones…. ¿Será el hambre o la mezcla de olores?
  • No, no son alucinaciones… en tu mundo, ¿los edificios no respiran?
  • ¿Respirar?.. pero cómo va a respirar un trozo de ladrillo!.- madre mía!, Tú estás peor que yo.
  • Je,je.. no te asustes. Este Mundo es nuevo para ti. Koralpir vive en el presente, vive la novedad y el misterio del momento…. se renueva cada instante, con cada respiración. Toma su oxígeno, de las emociones que se producen en las reuniones de los diferentes klannes. ¿Recuerdas que te comente que aquí todos somos uno?
  • Sssii….. pero, ¿pero cómo se puede alimentar de sus energías?… se… ¿se los come?
  • Se alimenta del aliento que desprenden las energías positivas de los habitantes, cada vez que se sienten felices de estar en el hoy, o cuando juegan, cuando comparten, cuando se ayudan entre ellos….
  • Ah! Qué susto…. Pensé….. que era un edificio carnívoro!!!
  • ¿Te has dado cuenta que tienes tendencia a pensar de forma negativa?
  • Yo? No. Soy muy positiva.
  • Los humanos siempre estáis buscando el lado malo y menos agradable de las situaciones. Siempre os ponéis en lo peor sin dar una oportunidad a que sucedan cosas buenas, agradables o satisfactorias…. No tenéis fe.
  • No lo pagues conmigo, que soy pequeña y estoy aprendiendo… pero dice mi mamá que…
  • Aprende a diferenciar lo que dicen los mayores de lo que hacen… a veces no es lo mismo. Y no se te olvide que puedes elegir que en tus pensamientos prevalezca la luz o la oscuridad…- interrumpió Juel.

En ese momento de la conversación, Koralpir se iluminó, como si tuviera una espiral lumínica en su parte central. Grandes haces de luces brotaban de su columna vertebral formando un espectáculo sin igual, realzando sus paredes irisadas. La pequeña estaba estupefacta, no podía pronunciar palabra. Juel tomo su mano y la susurró en su oído.

  • Sólo observa y escucha Esva…

La niña, veía cómo de la parte superior e inferior de Koralpir, surgían dos grandes espirales. De alguna forma sabía que su función, era mantener conectados al cielo y a la tierra en armonía perfecta, intercambiando energía en forma de luz y alumbrando al poblado. En sus paredes y en los rosados laterales interiores, había enclavadas burbujas o estancias llenas de luz donde acudían los habitantes a divertirse.

  • En Koralpir.- explicaba Juel.- se diferencian una zona de diversión llamada “Smilegic”, guardada por los Gemelos, dos águilas custodias cuyos plumajes brillan y varían de color. Aquí está la habitación de los juegos, mentales, físicos o educativos. Es donde se reúnen todos los niños y pueden disfrutar de los columpios. También está la habitación de la música; la habitación del cine holográfico y la habitación de la pintura energética.
  • Columpios…. ¿puedo ir?
  • Hay otra zona dedicada al descanso y al bienestar.- continuaba Juel sin escuchar.- llamada “Windjamer”, en recuerdo de uno de los habitantes que disfrutó mucho en uno de sus viajes a tu mundo. Aquí están la Sala de masaje energético, la sala de lectura física o psíquica, la casa de la meditación, la sala de los Sueños, donde te enseñan los Maestros, a centrar tus sueños en los objetivos que deseas conseguir, y a sentir que los han cumplido.

También está el refugio de los Maestros de la Sabiduría, donde acudimos para pedir su consejo; y el hemiciclo de reuniones de los klannes, allí se vigilan y analizan cómo evoluciona la salud y la armonía en nuestro mundo presidido por Setarcos. Le llamamos “la Brújula de Setarcos”.

Una sensación de asombro, felicidad y curiosidad se apoderaba de la pequeña. No sabía cómo expresarlos. Sus ojos parecían brillar más que nunca…..

  • ¿Cómo se puede entrar allí? Quiero ir a los columpios… ¿puedo?…
  • Para acceder a su interior y desplazarte de una zona a otra, sólo tienes que utilizar tu “intención ejecutiva” y ya está.- apuntó Juel.

La niña estaba como hipnotizaba, aunque no entendía bien lo que acababa de escuchar. Sus ojos recorrían milímetro a milímetro cada parte del asombroso edificio, escudriñando algún secreto más. Cuando de pronto algo interrumpió su sensación de estupor.

Principio de EPAR

  • Pero, ¿qué lo mantiene en el aire? ¿es como un gran avión?
  • Lo que le mantiene es el interés de los diferentes klannes por aprender, por saber a través de la diversión siguiendo el “Principio de EPAR
  • ¿Epar? ¿Quién es ese?
  • Quién, no es la pregunta adecuada, ¿Qué es Epar? Es lo correcto. Son las siglas que conforman nuestro pilar de convivencia.
  • Y ¿qué significan?
  • La E de “Elegir”, seleccionar bien; la P de “Pedir”, aprender a pedir lo que deseas; la A de “Actuar”, aprender a orientarte y moverte en la dirección adecuada; y la R de “Responsabilizarse”, es decir, ser consciente de las consecuencias de nuestras elecciones y actos.
  • Ya veo. Algo así me enseñan en mi cole.

Seguro que sí.- dijo el niño.- Aunque creo que no todos los humanos mantienen su aprendizaje y aplicación a lo largo de sus vidas

  • ¿Se les olvida?
  • Tal vez pequeña, tal vez…
  • Yo quiero entrar.
  • Ahora no es el momento. Ya tendrás oportunidad más adelante. Quiero enseñarte nuestro hogar. Mira lo que se extiende ante tus ojos.- señaló el pequeño dibujando un abanico delante de su rostro”.

…. (Continuará)…(te invito a visitar mi “mundo diferente” en esthervaras.com)

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

2 Respuestas a “La pequeña de los pies descalzos. El poblado. Parte II.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s